El Dr. Fernando Zamora Castellanos

¿Quién es?

Fernando Zamora es abogado constitucionalista, autor de obras jurídicas y político costarricense con obras publicadas en Francia, Argentina y Costa Rica. Durante el período 2015-2019 fue Secretario general del Partido Liberación Nacional,1 organización fundada en 1951. Nacido en una familia herediana, es hijo de Fernando Zamora Rojas, un médico costarricense especializado en Argentina como discípulo del cirujano René Favaloro y que intervino como cirujano en el primer trasplante de corazón en Centroamérica.

Zamora Castellanos concluyó sus estudios graduándose en 1997 como doctor en derecho constitucional por el Programa Latinoamericano de Doctorado en derecho, el cual se implementó mediante convenio entre la Universidad Complutense de Madrid, de España y la Universidad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología de Costa Rica. Durante sus estudios doctorales, fue discípulo de los juristas españoles José Carlos Fernández Rozas y José Luis Lampreave Pérez, así como del jurista costarricense Rodolfo Piza Escalante, expresidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

 

Su primera obra, publicada por la Editorial Investigaciones Jurídicas en el año 1997, fue Militarismo y Estado constitucional en Costa Rica. En ella se hace un análisis histórico sobre la evolución del Estado constitucional costarricense desde sus orígenes y en relación al desenvolvimiento histórico del Ejército costarricense. En la obra se desarrolla la tesis de que la abolición del ejército costarricense fue una invaluable contribución a la estabilidad constitucional. Se demuestra a través de dicha investigación, que en todas las rupturas institucionales que sufrió Costa Rica durante la existencia del régimen militar, este jugó un papel protagónico o bien de intermediación, por lo que se le debía considerar un factor de inestabilidad jurídica e institucional. Asimismo, la investigación determinó que, a partir de la abolición del ejército, Costa Rica ha vivido una etapa de estabilidad jurídica y que no se han sucedido más procesos de ruptura que quebranten la continuidad constitucional del país. A partir de la afirmación de estas hipótesis, se determinó que la desmilitarización del Estado y la abolición de la institución militar como órgano permanente es, como precepto constitucional, una garantía de la estabilidad del ordenamiento jurídico y del régimen de derecho en general.

En ese mismo año, la Asamblea Legislativa de la República de Costa Rica, publica el segundo aporte investigativo de Zamora Castellanos denominado El constitucionalismo en Costa Rica a la luz del régimen militar, el cual resume la evolución constitucional del país desde la perspectiva de su desarrollo militar.

Su tercera obra jurídica, Principios de interpretación procesal legislativa costarricense, es publicada en el año 1998 por la editorial Juricentro, y es un ensayo doctrinario que pretende determinar los principios objetivos de

interpretación de la norma del procedimiento parlamentario. El ensayo sustenta sus planteamientos derivados de la aplicación de cinco fuentes primarias de derecho para el caso: el Reglamento de la Asamblea legislativa, la Constitución Política costarricense, su jurisprudencia constitucional, los principios universales del derecho constitucional y la costumbre parlamentaria, planteando los elementos objetivos de interpretación que han sido puestos al servicio del resguardo del derecho parlamentario costarricense, los cuales son derivados de tres principios matrices: a) los principios relativos a la publicidad del procedimiento, b) los atinentes al agravante del procedimiento y c) los atinentes a la juricidad del procedimiento parlamentario.

Su cuarta obra académica, Los ideales constitucionales costarricenses fue publicada en el año 2002 por la Editorial Juricentro. El objetivo de dicha investigación fue demostrar, por una parte, los valores universales que sustentan los ideales de la constitucionalidad costarricense, y por otra, realizar una exhaustiva distinción de los principios e ideales propios de esa Constitución Política, realizando una detallada clasificación y subclasificación axiológica y funcional de cada uno de los principios constitucionales amparados por la jurisprudencia costarricense, a través de su historia. La investigación desarrolla una clasificación de 105 principios constitucionales a partir de 6 valores que son: a) el valor de la libertad, b) el valor de la justicia, c) el valor de la solidaridad, d) el valor de la cultura y e) el valor de la paz y la civilidad. A partir de allí se subclasifican los principios matrices y derivados.

En el año 2010 y bajo el mismo sello editorial anterior, es publicada su quinta obra jurídica, titulada El origen del ideal constitucional. Dos fueron los objetivos de dicha investigación. Por una parte, escudriñar acerca del origen de la esencia del constitucionalismo democrático moderno y, por otra, desarrolla una defensa de la cultura constitucional democrática, dando importancia al aporte que la judeocristiandad hizo en función del desarrollo del constitucionalismo y los derechos humanos.

En el año 2015, la editorial francesa, Ediciones L. Harmattan (París) publica su obra La laicité en Amérique Latine, la cual implica un trabajo investigativo de Zamora Castellanos sobre temas relacionados con el Estado laico. En el mismo sentido, en el año 2014, la Facultad de Derecho de la Pontificia Universidad Católica Argentina publica su investigación, La vida y su tradición de defensa, la cual es un trabajo sobre la trayectoria histórica del principio de inviolabilidad de la vida humana. Su sexta obra jurídica se publica en el año 2016 bajo el sello de la Universidad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología en conjunto con la editorial Juricentro. Se denomina Cultura constitucional. El libro se compone de tres capítulos que recopilan reflexiones publicadas en España8 y Costa Rica sobre constitucionalismo, derechos humanos, desarrollo, filosofía política, cultura e ideologías, siendo reconocido por analistas de la prensa costarricense el 21 de abril del año 2016.9

Otros ensayos de investigación y doctrina jurídica publicados en revistas internacionales y nacionales de Ciencias Jurídicas, son: El Próximo Estado, ensayo que fue publicado en el segundo Ideario Costarricense por la Universidad Nacional de Costa Rica, año 2010, Reflexiones sobre la Constituyente. Revista Decisiones. Volumen 2 #4 febrero-marzo 2017 ISSN 2215-4639

Principios constitucionales de la contratación administrativa en la era que viene. Revista Judicial # 107. Corte Suprema de Justicia de Costa Rica. 2013.

La FIV y el caso contra Costa Rica. Revista Parlamentaria. Vol.21.No.1. Mayo, 2015. Pag. 417

Defensa Constitucional de la vida en Costa Rica. Revista Judicial # 105. Corte Suprema de Justicia de Costa Rica. 2012.

¿Es conveniente el amparo contra las resoluciones judiciales? Revista Judicial # 96 y 97. Corte Suprema de Justicia de Costa Rica. 2010

Obligaciones del expedidor, en la Revista del Doctorado en Derecho Gaivs. ULACIT Edición número uno. 1994.

Reflexiones sobre la Constituyente. Revista académica Decisiones. Volumen 1 #4. Enero, 2017.

En torno al problema agrario nacional. Ediciones de Estudio Parlamentario. 1992.

De las formas de gobierno. Ensayo. / 1995. Ediciones de Investigación social.

Esbozos del próximo Estado costarricense en el libro Esbozos de nuestro reto socialdemócrata. Editorial Juricentro 2003.

Los vientos de fronda en nuestro sistema político y electoral. (Revista Parlamentaria. Asamblea Legislativa. 1994)

Breve Bosquejo histórico del desarrollo de la ética política. (Revista Parlamentaria. Asamblea Legislativa. 1996)

Crónica de la COPPPAL juvenil. Impresiones SA de CV México DF. 1993.

El mensaje de la juventud- La educación volcada al Pueblo. Editorial Lehmann. 1987.

Liberación Nacional: legado y visión. Coautor. Partido Liberación Nacional. 2019. ISBN 978-9977-00-011-4.

Según acuerdo de la Comisión de publicaciones del Poder Judicial n.º 05-03 del 10 de noviembre de 2003, fue nominado al Premio Ulises Odio Santos de la Corte Suprema de Justicia de Costa Rica por sus obras jurídicas.6

En el año 2013 fue llamado a integrar, como miembro pleno, la Comisión Nacional de Bioética de la Conferencia Episcopal de Costa Rica. Es además articulista permanente de opinión del diario español El Imparcial8 dirigido por el miembro de la Real Academia Española Luis María Anson , y del Diario La Nación (Costa Rica).

En el año 1984 es electo presidente nacional de la Federación de Estudiantes de Segunda Enseñanza (FESE).16 Posteriormente, a lo interno del Partido Liberación Nacional, obtiene su primera posición de liderazgo nacional en el año 1987, cuando asume la Tesorería Nacional de la Juventud del Partido. En 1990 es reelecto en el Directorio Nacional de la Juventud del Partido y en esa condición, durante la II Asamblea Continental de la COPPPAL JUVENIL, (Conferencia Permanente de Partidos Políticos de América Latina), sección Juvenil, es elegido, en la Ciudad de Xalapa, Veracruz, México, como Vicepresidente de la organización, representando a las juventudes políticas de Centroamérica.17 Durante la Administración del expresidente de la República Abel Pacheco De la Espriella, y en representación del Partido Liberación Nacional, —para entonces en la oposición—, ocupa un escaño en la Junta de Directores del Banco Hipotecario de la Vivienda (BANHVI).18 Igualmente funge durante administraciones legislativas como asesor del Congreso. Junto al Expresidente de la República José María Figueres Olsen, asume en el año 2015 y por cuatro años, la dirección nacional del Partido Liberación Nacional, siendo electo en febrero como su Secretario General19 y el expresidente Figueres como Presidente del Partido. Durante su gestión como Secretario General del Partido, en las elecciones municipales de febrero del 2016, el PLN ganó 50 Alcaldías de las 81 existentes en el país. Se realizó el Congreso Nacional de Formación y Capacitación y se aprobó el Código de Ética. Así mismo se entregó a la Asamblea Nacional del Partido un proyecto de nuevos Estatutos con una reforma integral a los mismos. Finalmente, en las elecciones nacionales del año 2018, su Partido logró obtener la fracción legislativa más grande del Congreso costarricense, aunque no se obtuvo la victoria en las elecciones presidenciales.